lunes, 14 de noviembre de 2011

LAS REVISTAS DE 1912 (I)

Falta poco más de un mes para que comience 2012. Pensar en ello me hizo recordar un regalo que una persona muy querida para mí me trajo a su regreso de un viaje a Santiago de Chile. Como sabía de mi pasión por la moda histórica, me compró unas revistas de 1912 en un mercadillo de antigüedades.

Portada. Año III. Nº 29. Mayo 1912
 
Eran varios ejemplares de la revista "Familia", publicación destinada a la mujer de la burguesía chilena. Yo conocía bien la moda europea de ese momento, sin embargo ignoraba la que se seguía en Sudamérica a principios del siglo XX. Aunque suponía que debía tener influencias europeas, (sobre todo francesas) y norteamericanas, no había tenido la oportunidad de comprobarlo. Aquella fue una ocasión magnífica para conocerla con documentos gráficos y textos de la época, donde las lectoras encontraban recetas de cocina, remedios para adelgazar, tendencias de moda francesa con lo último en complementos, alguna nota de sociedad y consejos de belleza.
A continuación os muestro algunas imágenes con la transcripción literal de los comentarios.

ECOS DE SOCIEDAD

Ultimamente tuvo lugar en la Iglesia de San Pedro, Eaton Square, en Inglaterra, el matrimonio de Lady Eileen Butler, hija de los condes de Lanesborough, con el marqués de Stafford, hijo de los duques de Sutherland. La novia ostenta un regio vestido de brocado recamado de plata y oro y un magnífico velo de encaje de Bruselas. Lady Eileen cuenta 21 años y el marqués 24.






Traje de tarde, con forro de Liberty, verde muy claro,cubierto por dos túnicas de batista blanca plegada, con anchos encajes de Venecia. El corpiño es una lindura con una ancha cintura de encaje, rodeada por un sesgo de Liberty verde claro. Mangas de encaje, con un sesgo de raso. La parte interior es de gasa blanca. Gran ramo de rosas en la cintura.


 

Izquierda: Vestido de comida, de velo blanco sobre raso Liberty. Se compone de falda de dos túnicas ligeramente recogidas. La chaqueta tiene el frente como un escapulario de encaje y un lindo cinturón de plata con rosas.

Derecha: Traje de noche de raso "armure", color lila, bordado con hojas y flores de perlas y brillantes. Gran choux en la cintura de terciopelo negro.




Izquierda: Turbante de paño de oro. Modelo de Reboux, velado por tul ilusión negro. Aigrette negra.
Centro: Toca de tafetán verde adornado con rosas del mismo tono.
Derecha: El tam o shanter de los escoceses se reconocerá en esta sublime edición de paja amarilla con plumas del mismo color.



La moda, que ha aprisionado a las mujeres hasta el punto de impedirles andar fácilmente, que les ha proporcionado zapatos incómodos, pieles en el rigor del verano y vestidos de gasa y linón en invierno, parece que está a punto de tranformarse en higiénica. Las americanas son las que han dado el ejemplo y otras las han seguido. Ahora, algunas parisienses muy valientes han abandonado el sombrero y preconizan esta acción en nombre de la higiene. Esta imagen os muestra cómo realmente se pasean atrevidamente, sin sombrero, por las avenidas del Bosque.


Los señores perros han visto, estos últimos años, crearse una industria especial para ellos. Se les fabrican collares preciosos, capas, calzado y sombreros dignos de grandes coquetas. Reproducimos algunos objetos creados por esta nueva industria. ¿Debemos decir que es un tanto ridículo el abusar así de las fantasías caninas? (...) Sólo los collares merecen ser tomados en consideración por las señoras de buen gusto y de cerebros equilibrados; lo demás lo dejaremos para las otras.



Siempre me ha llamado la atención lo bien informadas que estaban las mujeres de entonces en materia de tejidos, contando con descripciones ricas en detalles y términos en francés. Otro elemento curioso es el espíritu crítico y la ironía que emplean los redactores a la hora de analizar algunos aspectos de la moda. En próximas publicaciones os iré contando más cosas interesantes que me he encontrado en estas revistas.

Este post lo dedico especialmente a esa persona que me obsequió las revistas. También a las muchas lectoras sudamericanas que siguen mi blog...





5 comentarios:

  1. la verdad es que los comentarios son buenísimos! aunque alguno, tipo "cerebros equilibrados" tiene telaa, toma libertad de expresión:) me encantaría ver revistas de la época y comodona que es una, ojalá estuvieran en color las fotografías!! :D Pregunta: sexo de los redactores? (pura curiosidad). Había artículos sobre moda masculina?

    ResponderEliminar
  2. Excelente post, me encanta cada vez más el blog, una visión muy singular de la moda y los tejidos, donde se hace hicapié en la parte cultural de y de arte alejada de la frivolidad actual de la moda.
    Os animo a seguir con esta visión de la moda, llegareis lejos. Un saludo de alguien que comparte esta visión.

    ResponderEliminar
  3. Hola Esther, la verdad es que hoy en día nos "chocan" algunas expresiones de entonces...así como la visión que se tenía de las cosas, pero era la mentalidad de la época, y yo lo transcribo todo de una forma aséptica, y que cada uno saque sus conclusiones... Un saludo!!!

    ResponderEliminar
  4. ya te digo, me parecen divertidísimos, es como decir en voz alta lo que puedes pensar para tí, igual no exactamente igual :D te dejan asombrado y desde luego, cómo juzgar con mentalidad siglo XXI cosas del XX (inicios) o de otros.. no sé, simplemente choca, asombra, divierte .. no sé explicarlo bien (no pienses que me metía contigo que para nada, por Dios!) . Besos.

    ResponderEliminar
  5. Hola Esther, gracias por tus comentarios, veo que tienes sentido del humor y pocos prejuicios, lo cual me alegra. Me siento más tranquila para publicar otras cosas del mismo estilo en próximos post, que a mí me hacen reir, y veo que la mayoría os lo tomáis con humor...como debe ser. Lo que ocurre a veces es que hay personas susceptibles que lo pueden tomar a mal, ya que en realidad, son comentarios machistas afortunadamente ya superados...Un cordial saludo!!!

    ResponderEliminar