martes, 1 de octubre de 2013

LOS NIÑOS DE LA RUSIA BLANCA

Tras el éxito de mi post anterior sobre la colección de trajes y complementos del  historiador, y escritor ruso Alexandre Vassiliev, prosigo en esta ocasión con una pequeña muestra de una de sus últimas publicaciones.
 
Alexandre Vassiliev, "La moda de los niños en el Imperio Ruso".
 
El interesante libro titulado "La moda de los niños en el Imperio Ruso", nos ilustra con todo detalle, la moda infantil a través de cientos de fotografías de niños pertenecientes a las clases acomodadas, que vivieron en el entorno urbano ruso entre 1850 y 1917, año de la Revolución Bolchevique.
 

© Archivo Alexandre Vassiliev, ca. 1855
Desde los años 50 del siglo XIX, la moda infantil rusa seguía el estilo francés, que sus madres copiaban de los figurines procedentes de París. Hasta los cinco años, niños y niñas eran vestidos de la misma forma, sin distinción de género.


"Le Petit Courrier des dames",1854

A partir de los seis años, a las niñas se les ponía corsé y una pequeña crinolina bajo la ropa. Sus vestidos eran iguales que los de sus madres, aunque con las faldas más cortas.
 
© Archivo Alexandre Vassiliev, ca. 1860
En cuanto a los tejidos, eran populares el terciopelo, tafetán, organdí, tarlatán y el barege. En el frío invierno ruso, se protegía a los niños con abrigos de terciopelo o paño de lana. Los adornos y complementos a menudo eran de piel.
 

© Archivo Alexandre Vassiliev, ca. 1875
 
A partir de los años 70 del siglo XIX, con la llegada de la moda del polisón desde París, la silueta cambia. Madres e hijas siguieron vistiendo de forma similar, aunque con ligeras variaciones según las edades. Los vestidos se adornaban con todo tipo de galones, pliegues, encajes y ribetes. Las faldas seguían siendo más cortas que las adultas, por lo que podían verse las tupidas medias tejidas con lana o hilo de Escocia, y los botines de piel abrochados mediante pequeños botones.



© Archivo Alexandre Vassiliev, ca. 1875
La moda de los niños, mucho más funcional y cómoda que la de las niñas, se componía a menudo de un conjunto formado por pantalones bombachos hasta media pierna, y una chaqueta del mismo tejido, sobre la que destacaban botones dorados -que recuerdan a los uniformes militares- con los cuellos blancos de las camisas, rematados por un enorme lazo de tafetán a modo de corbata.
 
"Le Petit Courrier des dames",1882
 
 

 
En los años 80 y 90 del siglo XIX se popularizó entre las niñas el vestido "princesa", compuesto de una cintura baja y una falda con volantes o plisada, a menudo decorada con lazos y bordados ingleses. Curiosamente, este estilo infantil, sirvió de inspiración para la moda femenina que se adoptó en los años 20 del siglo siguiente.

 
© Archivo Alexandre Vassiliev, ca. 1885



"Le Petit Courrier des dames",1892


© Archivo Alexandre Vassiliev, ca. 1895


Al finalizar el siglo XIX, prevalecen los vestidos cortos con amplio canesú y mangas ahuecadas.  Encajes y bordados "blanco sobre blanco" para las niñas pequeñas de uno o dos años. Un estilo que prosiguió durante las primeras décadas del siglo XX. 


© Archivo Alexandre Vassiliev, ca. 1905-10

A partir de los primeros años del siglo XX, se impone la moda de los trajes de marinero procedente de Inglaterra. Son como un uniforme en miniatura, con chaquetas blancas con cuello azul marino ribeteado con varias filas de cordones.



© Archivo Alexandre Vassiliev, ca.1912
Entre 1910 y 1913 la moda infantil se hizo cada vez más adulta. Muchos estilos y telas de la moda femenina de entonces, se adaptaron a la moda infantil. La eliminación del corsé, y los amplios vestidos plisados permitieron mayor libertad de movimiento a las niñas.
 


© Archivo Alexandre Vassiliev, ca.1915
 
Con la llegada de la Primera Guerra Mundial, se impuso la austeridad, y la sencillez se generalizó.
 


© Archivo Alexandre Vassiliev, 1925
Tras la llegada al poder de los Bolcheviques en 1917, tanto la fabricación y venta de ropa infantil, como la vida en general, cambió radicalmente en Rusia. La nacionalización de la industria textil provocó una enorme carestía en los tejidos. El modelo más común de la época siguió siendo un vestido de corte sencillo con cadera baja.

© Archivo Alexandre Vassiliev.  Babuschka rusa con sus nietas. 

Sin embargo, en el entorno rural se siguió vistiendo a  niños y niñas al modo tradicional ruso, con tejidos de ricos colores. Un estilo precioso mucho más funcional y cómodo que los encorsetados modelos franceses.


Dedicado a Dmitriy



* Mi agradecimiento a Alexandre Vassiliev por las facilidades prestadas para la elaboración de este post.


 
 

17 comentarios:

  1. Excelente artículo, me han encantado las fotografías que lo ilustran.. Felicitaciones..!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Patric!! He disfrutado mucho escribiéndolo!!
      Un cordial saludo!!

      Eliminar
  2. Siempre es un placer leerla y ver las imágenes que acompañan al texto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias!! la verdad es que las fotos antiguas de niños son realmente preciosas!!!
      Un cordal saludo!!

      Eliminar
  3. Un artículo muy interesante. ¡Gracias!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Charo, me alegro de que te haya gustado!!
      un cordial saludo!

      Eliminar
  4. Preciosas las fotogafias de Alexandre Vassiliev sobre la moda de los niños. Me gustaria saber si en su coleccion hay tambien ropa in fantil de esa epoca. Gracias Karin!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No me extrañaría nada, pero se lo voy a preguntar de todas formas.
      Un cordial saludo Ana!

      Eliminar
  5. Respuestas
    1. Muchas gracias Catalina, es una delicia contemplarlas!!

      Eliminar
  6. Totalmente de acuerdo con lo que dices, los trajes populares son encantadores, aunque también sean preciosos los trajes "caros" que se muestran. Qué fotos tan bonitas.

    ResponderEliminar
  7. Un articulo muy bonito. Muchas gracias por hacerme descubrir y ver la moda desde otro punto de vista.

    ResponderEliminar
  8. Hola Karin, que interesante toda la información que has compartido con tus seguidores. Hasta la moda de los ninos tambien proviene de alguna manera de Paris. La imagen que me encanto y es mi favorita es la de Alexandre Vassiliev. Magnifico!

    Un fuerte saludo de Nueva York amiga.

    Abrazote!

    Maria Cartagena

    onestyleatatime.com

    ResponderEliminar